Problemas con el colesterol?

Problemas con el colesterol?

Mejora la efectividad de los tratamientos

Uno de los grandes enemigos de nuestra salud es el exceso de colesterol. Los investigadores han puesto en nuestras manos fármacos capaces de reducirlo pero en ocasiones presentan efectos secundarios. Ahora existen herramientas para combatirlos.

Las estatinas son un tipo de fármacos usados para reducir el exceso de colesterol LDL (conocido como colesterol malo), capaces de acabar con más del 25% de estas grasas que circulan por nuestras arterias. Pero estos fármacos pueden provocar efectos secundarios, que podrian evitarse siempre que el organismo cuente con una suficiente cantidad de Q10 en sus células.

Por sus características, las estatinas atacan tanto las fuentes productoras de colesterol, como aquellas que generan coenzima Q10, provocando un déficit nutricional que puede derivar en efectos secundarios como mialgias o dolores musculares, y en casos muy graves, afecciones que suponen la destrucción del músculo acompañada de una liberación de fibras musculares, mioglobina y potasio en la sangre que, per una serie de mecanismos, acaban afectando al riñón.

Los expertos en nutrición y alimentación confirman que las estatinas son fármacos muy efectivos pero que podrían precisar del Q10 para mejorar aún más su efecto beneficioso, por lo cual insisten en que todo paciente con exceso de colesterol y sometido a un tratamiento con estatinas, debería plantearse la suplementación de su dieta con Q10 como elemento disuasorio delante del posible desarrollo de efectos indeseables. Señalando que un organismo con un buen nivel de Q10 conseguirá una mayor cantidad de energía natural, un mayor umbral de resistencia al cansancio, mejor función cardíaca, un augmento de la capacidad física e intelectual, y una sensación general de bienestar.

El coenzima Q10 puede favorecer la desaparición de algunos efectos secundarios de las estatinas.